Miguel Ángel García Morcuende: “Podemos afirmar que «caridad pastoral» es el servicio específico educativo-pastoral de Iglesia que ofrecen los salesianos a las nuevas generaciones”

photo

Hemos entrevistado al salesiano Miguel Angel García Morcuende actualmente director de la obra de los salesianos en Santander, entre otros temas hablamos de su vocación, de los jóvenes y de su ultimo libro “La Educación es cosa de corazones” un estudio sobre el sistema educativo-pastoral de Don Bosco. Gracias Miguel Ángel por concedernos esta entrevista

1. ¿Quién es Miguel Ángel García Morcuende ? Preséntate por favor

Sacerdote, salesiano de Don Bosco. Nacido en Madrid en 1967. En la actualidad, es director de la Obra de Salesianos Santander “María Auxiliadora”.

2. ¿Cómo conociste a los salesianos?

Conocí a los salesianos en el colegio salesiano de Atocha, en Madrid.

3. ¿Cómo surgió tu vocación como Salesiano?

En contacto con los salesianos y con los educadores en mi infancia y adolescencia, fui descubriendo la llamada de Jesús. Una cierta sensibilidad me hizo percibir “algo” en mi interior. La gracia de Dios fue actuando en todas las etapas de mi vida, hasta ahora. Contemplo cómo los acontecimientos de mi vida me han conducido a dar respuesta a esta llamada. Releo mi historia. En ella encuentro las huellas de Dios. Contemplo cómo a lo largo de mi vida Dios me ha hecho oír su Palabra de maneras tan diversas, pero que al fin y al cabo van construyendo una única historia, la historia de mi vocación. Reconozco su presencia, comparto su experiencia, rehago su camino, retomo su Palabra, sus actitudes, sus gestos. Los compruebo en mi propia historia. Contemplo a tantas personas que en mi vida han sido para mí Palabra de Dios.

4. ¿Qué episodio de la vida de Don Bosco te llama la atención?

Uno de ellos, cuando Don Bosco no encontraba lugar para el Oratorio y fue juntando a los chicos en cualquier terreno baldío de las afueras de Turín… Cada domingo era un problema por las protestas de los vecinos. Pero un día se le presentó un enviado del Sr. Pinardi, que le propuso la venta a buen precio de un espacio. Fue así la “Casa Pinardi” el primer oratorio estable, que fue creciendo de manera milagrosa hasta ser la casa madre de los salesianos.

5. ¿Cómo es un día en tu vida?

En la actualidad, oración con los hermanos en la capilla de la comunidad, al inicio y final de la jornada. Atención a las labores de dirección del colegio y seguimiento de los temas que afectan a la obra. Las comidas y algún momento de distracción con la comunidad. Un tiempo muy precioso es que paso con los chicos en el patio.

6. ¿Cuáles son las personas referentes en tu vida?

Mis padres y aquellos salesianos que han sido referentes en mi vida. Algunos de ellos, acompañantes de mi proceso vocacional; otros, ejemplos vivos de la vocación salesiana, dispuestos a renovar el compromiso de generosidad y de donación por una causa así de hermosa, así de importante como es acompañar a los jóvenes.

7. Acabas de publicar un libro “La Educación es cosa de corazones” ¿Qué te llevo a escribirlo?

Fue a petición de la editorial PPC. Viene a ser una síntesis de mis estudios, cursos y práctica educativo-pastoral. Este libro es una sencilla contribución al tema de la propuesta salesiana y sus inspiraciones pedagógicas. Pretende ser un guión para quienes deseen ampliar su mirada sobre este gran movimiento educativo y pastoral, que enlaza con la figura de Don Bosco. A lo largo del texto intento exponer de forma sintética, los principios básicos del sistema educativo salesiano, con observaciones sobre sus orígenes y sobre el perfil de los educadores frente a los jóvenes, a las instituciones educativas, y a los métodos empleados. Por ello, se pretende difundir humildemente un mejor conocimiento histórico, espiritual y pedagógico del modelo educativo-pastoral salesiano.

8. Según tu opinión ¿Cuál es el núcleo fundamental del Modelo Educativo –Pastoral de los Salesianos?

En el corazón de este sistema, ocupa un puesto central una determinada actitud espiritual: la caridad pastoral. Para Don Bosco, educar comporta esta disposición especial del educador, esta convicción arraigada: buscar de manera particular el bien espiritual de los jóvenes, su salvación, su bien integral. Entregado totalmente a su misión, está dispuesto a pagar un precio y a dejarlo todo, «Da mihi animas, coetera tolle» (dame almas y llévate el resto). A mi juicio, este lema asumido por Don Bosco en forma de oración, es la síntesis de su opción fundamental educativa y pastoral. Toda su vida está focalizada por este proyecto, ver crecer y madurar a los jóvenes hacia su destino eterno, comprendido en todo su amplio significado. Podemos afirmar que «caridad pastoral» es el servicio específico educativo-pastoral de Iglesia que ofrecen los salesianos a las nuevas generaciones.

9. ¿Cómo ves a los jóvenes respecto a la iglesia ?

La Iglesia es una institución poco valorada. Sólo un bajo porcentaje de los jóvenes considera que en la Iglesia se dicen cosas importantes en cuanto a ideas e interpretaciones del mundo. Sin embargo, no creo que la opinión negativa que los jóvenes tienen de la Iglesia como institución venga dada por las experiencias que han vivido en la Iglesia cercana. Considero que hay otros factores que alejan a los jóvenes de la Iglesia: el individualismo yalergia a lo institucional; la ruptura de la socialización cristiana en las familias; las dificultades del lenguaje; la dificultad de los propios jóvenes para aceptar los valores evangélicos; una pastoral de acciones puntuales sin continuidad y sin proyecto.

10. ¿Qué crees que les diría Don Bosco a los jóvenes actuales?

Que mantuvieran el testimonio y la coherencia de creyentes, haciendo el esfuerzo por “hacerse ver” y “oír” en medio de otros jóvenes. Que defendieran los derechos de los jóvenes más necesitados y la dignidad de las personas, aunque ello suponga ir contra corriente. Que se dieran espacios para centrar el Evangelio y la persona de Jesús de Nazaret en sus vidas, como criterio y norma de vida.

 

Entrevista: Alberto López Escuer