Evangelio del 30 de septiembre de 2014: Lc 9, 51-56

imagesMaite: Jesús necesito beber y comer de tu humanidad, ilusionarme por volver a afrontar riesgos y tener confianza de volver.

Marian: No quiero fuego, gracias por tú vida, Jesús.